De los filtros a las cirugías. El incremento de la dismorfia corporal

Aunque las cirugías plásticas han existido desde mucho tiempo atrás, la digitalización, los estándares de belleza en internet y las redes sociales han hecho que estas tomen un giro completamente diferente: pacientes pidiendo parecerse a ciertos filtros o fotografías retocadas. En esta nota desglosamos como la dismorfia corporal ha ido en aumento gracias a los filtros de belleza.

‘Snapchatdismorfia’

La primer red social en donde estalló el boom de los filtros fue Snapchat. En su reinado por aquellos años entre 2013-2017, tuvo un gran impacto en el mundo digital. El filtro de la corona de flores, del perrito y maquillajes de todo tipo comenzaron a ser una característica divertida y fundamental.

Después le siguió Instagram stories, su competencia directa que hasta el día de hoy es la más usada con un aproximado de 10,000 filtros. La mayoría de ellos hacen un “arreglo” automático a la cara de quien los usa. Volumen en los labios, pecas, facciones definidas y hasta cambio de color en los ojos.

Con el paso del tiempo, se han realizado estudios y se ha comenzado a hablar en redes sociales sobre cómo los filtros han aumentado la dismorfia corporal al grado de que muchas personas piden cirugías plásticas que les hagan parecerse a cierto filtro.

Una amenaza para la autoestima y la salud mental

En los últimos años ha aumentado un 24% el número de pacientes de entre 18 y 24 años que recurren a la cirugía estética, muchos de ellxs acuden con el móvil en la mano.

Los videos en redes sociales tratan de concientizar sobre las graves afectaciones que puede tener la autoestima y salud mental de alguien al no caber dentro del estereotipo que estos filtros predican. La mayoría de ellos te hace la piel blanca, cayendo incluso en estereotipos raciales.

El riesgo de tener un TCA o caer en depresión y ansiedad, pueden ser algunas de las consecuencias de no entrar en los estándares que los filtros

@claudiap_psicologia

#pegar un video de @shirly.castellon Cuidado con los estándares de belleza 🥺 #saludmental #amorpropio #autoestima

♬ sonido original – Claudia P ✨

La reconstrucción de la percepción

Según una investigación de CNN, la tendencia de buscar cirugías plásticas basadas en filtros de Instagram no va a desaparecer, por el contrario, cada vez será más “preocupante” y “desesperada”.

El año pasado, Instagram anunció que estaba prohibiendo los filtros que promueven las cirugías estéticas o que pueden afectar negativamente la forma en que los usuarios se sienten acerca de su apariencia, parece que esto es solo el comienzo de un fenómeno que dará mucho de qué hablar.

La crítica que gira alrededor no es hacia las cirugías plásticas en sí, es hacia la distorsión de la propia percepción y lo inseguro que puede volverte una red social en donde la mayoría de las personas intentan caber en un mismo estandar de belleza ‘filtrado’.